lunes, 14 de noviembre de 2016

Flor de Vacuno de la Finca de la Felicidad


Flor de Vacuno: “mantequilla” de vaca para cocinar y conservar la carne al gusto.


     Hoy venimos a descubriros algo nuevo, si bien es cierto que se asemeja aun producto similar que lleva muchos años en nuestras cocinas, sus propiedades le hacen único.

     La flor de vacuno, puede parecerse a la manteca de cerdo, pero sus cualidades y usos la hacen más especial, ya que es un producto que favorece la maduración de las carnes y mantiene sus propiedades de manera más sencilla.

 

Flor de Vacuno. Es una manteca preparada con la grasa pura y natural del animal que sirve para cocinar la carne aportando un sabor más auténtico.

     De esta manera, no es necesario aplicar otras grasas como aceites vegetales o mantequillas durante el cocinado, evitando que nos puedan aportar sabores diferentes.

     Nosotros tuvimos la ocasión de probarla en el taller que sobre la carne hizo Álvaro Jiménez Barbero en su tienda CARNIco, y del que os dejamos el enlace a la crónica de nuestra visita y a las fotos de la misma.


     Esta grasa de origen animal y que es idónea para cocinar las carnes al potenciar su sabor, se presenta en estado sólido, con la textura de una mantequilla, se puede aplicar directamente sobre la pieza o en la misma sartén si es para hacer a la plancha o fundirla si se quiere untar una pieza que vaya a ir al horno a cocinarse.

Que un Amigo te regale Flores ... eso es GastroGenuino
      Pero estas cualidades no son las únicas de esta “FLOR”, ya que también sirve para una óptima conservación de las piezas de carne, algo que en CARNIco aprovechan en tu beneficio. Puedes comprar una pieza de carne y dejarla “madurando” en depósito en su caja fuerte, y sólo cuando lo necesites, puedes acercarte y pedir la cantidad que necesites, dejando el  resto a buen recaudo.

 


     Esto es posible gracias a que con Flor de Vacuno en estado líquido, se unta la pieza de carne y una vez que se solidifica, se sellan todos los poros que puede presentar la carne lo que permite una adecuada conservación en el interior, al tiempo que se evita que penetren humedades o se forme moho, circunstancias que alteran el sabor.  El procedimiento hace posible consumir las piezas gradualmente ya que, una vez se ha cortado la cantidad deseada, se vuelve a untar el corte para impedir que se reseque. De esta forma, las carnes siempre estarán en su perfecto punto de maduración: el que más te gusta.

 



Flor de Vacuno se comercializa en todos los puntos de venta de La Finca y en CARNIco (C/ Eloy Gonzalo, 33. Tfno.: 91 007 55 94). PVP: 2,90 € pieza de 200 gramos.